El día de 06 julio del año en curso, la Corte Segunda de lo Contencioso Administrativo declaró con lugar el amparo interpuesto por Alex Cabrera contra la LVBP. El Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) ordenó este viernes suspender la sanción impuesta por la Liga Venezolana de Beisbol Profesional (LVBP) contra Alex Cabrera, por lo cual, queda suspendido el castigo de 25 juegos, hasta tanto no haya un veredicto final en el órgano correspondiente.
Es determinado como acción de amparo,  la defensa del reconocido deportista, donde se interpuso una  constitucional conjuntamente medida cautelar, contra la Junta Directiva de la LVBP ” por presuntas ‘actuaciones materiales o vías de hecho desplegadas por el denominado’ Comité Antidopaje”, precisando que “por la imprudencia y/o negligencia desplegadas por los miembros del cuerpo médico” de los Tiburones de La Guaira no se realizó la tramitación de la Autorización de Uso Terapéutico de su representado” a los despachos de la liga.
La decisión principal es suspender el proceso que la Liga inició en contra de Alex Cabrera, con la ordenanza de hacer una notificación pública con el fin de conocer la oportunidad del evento en cuestión, donde el pelotero se ve involucrado.
Como lo indica el perfectamente legal documento del TSJ, Cabrera sufre de “Déficit de Antención e Hiperactividad”, por lo cual es obligatorio que siga un tratamiento con el nombre “Aderall” (sustancia por la que fue suspendido) que contiene dentro de sus componentes activos la anfetamina y la dextroanfetamina.
Además, se denuncia, tambien es necesario hacer saber que fueron violados varios artículos de la Constitución, exonerando a Cabrera del derecho a la defensa y al “debido proceso administrativo”.
Por ordenanza del Juez encargado de llevar y tomar las decisiones del caso, Freddy Vásquez Bucarito. Se tomó la decisión de que ” los efectos del PROCEDIMIENTO DISCIPLINARIO 2015-2016 Nº 031 iniciado en 24 de febrero de 2016″ (que ordena a la LVBP)  abstenerse de continuar con el trámite del mismo, así como de cualquier otro, así como de dictar o ejecutar acto alguno en su contra, hasta tanto se resuelva el presente asunto”.